Cuadros Vivos, similitudes y diferencias con los jardines verticales

julio 21, 2021

Jardines Verticales | Paisajismo | Plantas

jardín vertical baño

Una forma innovadora de agregar un toque natural a tus espacios interiores es decorarlos con cuadros vivos.  Esta “composición artística” de plantas destacará en tu muro y le dará al ambiente un aire de frescura y color.

Otra forma de lograr ese efecto natural es con un jardín vertical interior, pero ¿son iguales o distintos? A continuación, te explicamos todos los detalles.

Cuadros vivos o jardines verticales: ¡esta es la cuestión!

Conoce en qué se parecen y en qué se diferencian y saca tus propias conclusiones.

Similitudes

Estas dos estructuras tienen varias cosas en común. A continuación, te detallamos cuáles son:

  1. Mismos objetivos

Ambas instalaciones se eligen para fines decorativos y para sumar naturaleza y verde a los espacios interiores, ya sea un departamento, un local comercial o una oficina.

jardines verticales

2. Idénticos beneficios

Las protagonistas son las plantas, no la estructura, por lo tanto, en cualquiera de los dos formatos, lo más importante es la presencia de ellas y sus beneficios:

    • Mejoran la calidad del aire.
    • Ofrecen un espacio verde que tiene efectos calmantes para las personas. 
    • Decoración natural.
  1. Bajo mantenimiento

Tanto los jardines verticales como los cuadros vivos se diseñan para que sean instalaciones de mínimo mantenimiento. La idea es crear un área que nos de bienestar, no que genere tareas extras.

  1. Necesitan iluminación 

Para instalar cualquiera de los dos tipos de estructura tienes que asegurarte de contar con la iluminación apropiada, ya sea natural o artificial.

Diferencias

Las diferencias entre los jardines verticales interiores y los cuadros vivos podrían resumirse en los siguientes puntos:

  1. Tamaño

Mientras los jardines verticales se usan para cubrir muros completos, los cuadros vivos se utilizan para agregar un detalle natural. Los primeros son instalaciones, mientras que los segundos son objetos decorativos.

  1. Sistemas distintos

La mayoría de los jardines verticales se construyen con sistema hidropónico, en los que se conoce como técnica sin sustrato. En cambio, para los cuadros vivos se usa un sustrato para colocar las plantas, este puede ser de tierra o de musgo spaghnum magellicum que retiene muy bien la humedad.

  1. Estructuras portantes 

Los muros verdes se arman con una estructura liviana que se fija a la pared y que tiene en su interior el sistema de riego, que es por goteo y automatizado. Muy diferentes son los cuadros vivos, que son removibles y a los que hay que regar manualmente en la frecuencia que la especie lo requiera.

  1. Elección de especies

No todas las especies que se usan para los jardines verticales interiores son aptas para los cuadros vivos, por ejemplo, las plantas de gran porte o las que necesiten mucho riego no son recomendables para armar los cuadros.

Por otro lado, también hay especies que son geniales para los cuadros verdes, pero no para los jardines verticales, como las suculentas. 

jardines verticales

Estas plantas necesitan un sustrato arenoso para crecer y muy poco riego, por lo que el sistema hidropónico no es el más adecuado para ellas.

5. Instalación y costos

Para tener un muro verde con sistema de riego, necesitarás de profesionales que lo diseñen correctamente y que hagan todo el trabajo de instalación. Tienes que tener en cuenta que necesitarás hacer una inversión inicial importante.

Muy diferente es el caso de los cuadros vivos que son opciones más económicas. Si tienes espíritu DIY, puedes hacerlo tu mismo con algún tutorial en línea, o también puedes comprar el kit en alguna tienda y armarlo en una tarde. 

Obras de arte naturales para vivir mejor

El arte es fuente de bienestar e inspiración, y el “arte verde” no es la excepción. La incorporación de cuadros vivos y jardines verticales interiores a nuestros espacios tiene el mismo efecto que una obra artística, como son los beneficios invaluables para la salud física, emocional y psicológica de las personas y la producción de un impacto positivo en los edificios, casas, comercios u oficinas donde se instalan. 

En definitiva, con sus similitudes y diferencias, las obras de arte naturales nos invitan a convivir con un ambiente más saludable y, en consecuencia, a vivir mejor.

Por ello, si quieres aprender a hacer un cuadro vivo, te invitamos a que mires nuestro artículo “Aprende a diseñar jardines verticales y cuadros vivos”.

Artículos relacionados

Relacionados

Disfruta nuestro Newsletter

Agrega tu dirección de email para recibir todas nuestras novedades, promociones y las mejores noticias sobre jardines verticales.